Un análisis del informe Ardán muestra el impulso económico de las empresas mariñanas

  • Las empresas mariñanas muestran resiliencia y crecimiento sostenido según el Informe Ardán.

Las empresas mariñanas se destacan en el panorama económico regional con un total combinado de casi 600 millones de euros en facturación, según el último Informe Ardán publicado por el Consorcio de la Zona Franca de Vigo. Este informe, que analiza la situación económica y empresarial de la comarca, arroja luz sobre el desempeño de las principales empresas en A Mariña.

En el año 2022, las 20 principales empresas de la comarca experimentaron un aumento en sus ingresos en comparación con el año anterior, demostrando su solidez y capacidad de adaptación incluso después de los desafíos causados por la pandemia de COVID-19. En el 2021, estas empresas acumulaban un volumen de negocio de 434 millones de euros, mientras que en el 2022 superaron en conjunto los 460 millones, mostrando un crecimiento constante y una resiliencia notable frente a la adversidad.

Destaca en el informe el hecho de que la empresa mariñana con mayor volumen de facturación en el 2022 fue Norvento Estelo, una filial de la firma Norvento dedicada a la energía eólica. A pesar de no tener empleados, Norvento Estelo logró alcanzar una facturación de 65,3 millones de euros, consolidándose como líder en el sector y contribuyendo significativamente al desarrollo económico de la región.

Tras Norvento Estelo, figuran otras empresas destacadas como Armadores de Burela, Puerto de Celeiro y Pescados Rubén, todas ellas relacionadas con el sector pesquero. La pesca continúa siendo un pilar fundamental en la economía local, y siete de las 20 mayores empresas de A Mariña pertenecen a este sector. Además de las mencionadas, empresas como Pescados Orol, Pesquerías Georgia, Pescados Blas Paradela y Frigomar también destacan por su contribución al sector pesquero de la comarca.

Además del sector pesquero, otros sectores clave en la economía mariñana incluyen el sector eléctrico y el sector maderero. Empresas como Enerxía Galega Máis, dedicada a la generación de energía eléctrica, y Fertieuropa, mayorista de productos agrícolas, destacan por su importante volumen de facturación y su contribución al tejido empresarial local.

El sector maderero también tiene un peso significativo en A Mariña, con empresas como Hijos de Ramón Rubal, Maderas Villapol, López Pigueiras, Maderas A Mariña, Forestal Díaz Casariego y Maderas Míguez entre las principales. Estas empresas no solo generan empleo en la región, sino que también contribuyen al desarrollo económico a través de la producción y comercialización de productos madereros.

El Informe Ardán también destaca la resiliencia del tejido empresarial local, que ha logrado mantener e incluso aumentar su volumen de negocio a pesar de los desafíos económicos y sanitarios enfrentados durante la pandemia. La diversificación de sectores y la capacidad de las empresas para adaptarse a las condiciones del mercado son aspectos clave que han contribuido al éxito empresarial en la región.

En resumen, el informe revela la fortaleza y la capacidad de adaptación de las empresas mariñanas, así como su contribución significativa al desarrollo económico de la comarca. La diversificación de sectores y la resiliencia demostrada por las empresas locales son factores clave que han permitido mantener un crecimiento sostenido a pesar de las adversidades.