Panamá rinde homenaje a los gallegos artífices del Canal inmortalizando su memoria

  • La escultura en bronce erigida en Agua Clara, Panamá, no solo celebra la hazaña de 8.000 obreros gallegos que construyeron el canal entre 1904 y 1913, sino que también testimonia la inmigración y legado que han dejado en tierras panameñas a lo largo de los años.

El canal de Panamá, que une los océanos Pacífico y Atlántico en el istmo centroamericano del mismo nombre, es una de las grandes obras de ingeniería del siglo XX, pero han tenido que pasar más de cien años desde su construcción para que se valorase la participación gallega en el proyecto. Este sábado se inauguró en la zona de Agua Clara, en el paseo marítimo de la capital del país, una escultura hecha en bronce a tamaño real y que representa a cuatro obreros con picos y palas, en un homenaje a las cuatro provincias gallegas. Y es que en el canal de Panamá trabajaron unos 8.000 obreros gallegos de los más o menos 15.000 españoles que participaron en el proyecto, y que se sumaron a una fuerza de hasta 56.000 trabajadores que necesitó la obra, cifras que varían según la fuente consultada.


La escultura fue impulsada por la Fundación Nosa Terra, de Panamá, cuyo presidente, Ricardo Gago, descendiente de gallegos, destacó que «esa primera migración [de gallegos] que hubo con la construcción del canal fue la que generó que otras muchas generaciones fueran llegando a través de los años y siguen llegando para vivir y hacer patria en Panamá».

A la cita no faltaron representantes de la comunidad española en el país, así como autoridades del mismo y representación incluso de la Xunta de Galicia, a través de la vicepresidenta en funciones, Ángeles Vázquez. Esta destacó «a importancia de recoñecer o gran legado, esforzo e compromiso dos traballadores galegos no desenvolvemento dunha infraestrutura de singular grandeza con repercusión mundial», y recordó que «moitos deses profesionais se asentaron en Panamá e formaron as súas familias, deixando unha forte pegada no país». Actualmente hay unos 4.000 gallegos y descendientes viviendo en este Estado americano, que es de un tamaño similar a Castilla-La Mancha.

La Fundación Nosa Terra ha hecho además un trabajo intenso de investigación para recordar la participación gallega en las obras, que se desarrollaron entre 1904 y 1913, una historia «poco contada», según recoge el libro Una historia compartida. España en la construcción del Canal de Panamá.

La escultura fue realizada por el artista boliviano radicado en España Gonzalo Sánchez Mendizábal, que usó bronce y silicio y asentó las figuras sobre una plataforma que simula la tierra panameña, que a su vez está sobre una gran piedra gallega.